Servicio Andaluz de Salud. Consejeria de Igualdad, Salud y Politicas Sociales. Hospital Universitario Reina Sofia
Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter
Síguenos en Youtube
Síguenos en Linkedin
Buscador
Abrir sesion

Comunicación - Noticias del Reina Sofía - La nueva lavandería del Reina Sofía duplicará su capacidad y ampliará los servicios a toda la provincia

TwitterFacebookLinKedInLinkedIn

 

NOTICIAS

< Radiólogo del Reina Sofía publica un manual en inglés que facilita el manejo de este idioma en la práctica médica
7 diciembre 2005 18:38 Antiguedad: 16 yrs

La nueva lavandería del Reina Sofía duplicará su capacidad y ampliará los servicios a toda la provincia

Las obras, que comienzan el próximo año, permitirán la construcción de una nave completamente nueva dotada con equipos de avanzada tecnología para ofrecer mayor confort y seguridad


El Hospital Universitario Reina Sofía iniciará el próximo año las obras para la construcción de una nueva lavandería que, con un diseño moderno y diáfano, permitirá mejorar las condiciones de trabajo de los profesionales, una organización más eficiente del trabajo e incrementar la producción y la calidad en el acabado de las prendas.

Directivos del hospital

El subdirector gerente del complejo hospitalario, Fernando Mateo, indicó que el importe que se destinará ronda los cuatro millones de euros (1,5 millones para la construcción y las instalaciones de la nave y 2,5 millones para la adquisición del nuevo equipamiento).

Mateo explicó que, según las previsiones actuales, las obras estarán concluidas el próximo verano y la nueva lavandería entrará en funcionamiento a finales de 2006 (ya se han adjudicado las obras, se han realizado los estudios geológicos y se están llevando a cabo las catas). Este modelo centralizado permite “mayor procesamiento de ropa, mejora la eficiencia y se suma a la tendencia actual de lavanderías provincializadas”.

Para ello, tras llegar a un acuerdo con los sindicatos, el personal de las lavanderías de los centros hospitalarios de la provincia se reubicará voluntariamente en la nueva lavandería central y el resto en las lencerías de los hospitales provinciales (que seguirán funcionando como almacenes y punto de recepción y salida de la ropa para su distribución por los servicios) o en otras áreas de sus respectivos centros.

Lavandería centralizada

De este modo, “se les facilitará a las personas que residen en Córdoba y trabajan actualmente en las lavanderías de Cabra y Pozoblanco que se puedan incorporar la lavandería central”. En este espacio trabajan ahora 110 profesionales, una cifra que se incrementará con la entrada en funcionamiento de las nuevas instalaciones con el fin de dar respuesta a las necesidades.

Además, “con la duplicación de la capacidad, la nueva lavandería podrá asumir el proceso de lavado de todos los hospitales públicos y centros de salud de la capital y provincia cordobesa. Si en la actual lavandería se procesa una media de 8.000 kg/día de ropa, por la nueva pasarán de 12.500 a 15.000 kg cada jornada, aunque su capacidad le permitirá asumir hasta 17.000 kg”, continuó Fernando Mateo.

Por su parte, la subdirectora de Servicios Generales del Reina Sofía, Rosa Fernández, señaló que para el diseño “hemos partido de nuestra experiencia acumulada y se han incorporado aspectos innovadores en la maquinaria y sistemas de trabajo de diversas lavandería públicas y privadas del país que hemos visitado”.

Política medioambiental

La responsable de la lavandería, Pilar García, explica que, para contribuir al cuidado del medio ambiente, se impulsarán algunas medidas como la “sustitución de las centrifugadoras por prensas para el acondicionado de la ropa con la finalidad de disminuir la contaminación acústica y la reutilización del agua en los procesos iniciales del lavado (ahorro de 20 litros de agua por kilo de ropa)”.

El empleo de bolsas de tejido reutilizable tamibén permitirá generar menor cantidad de residuos y reducir la contaminación. Para mayor comodidad, higiene y seguridad, los ángulos de las esquinas se sustituirán por terminaciones redondeadas. Las zonas de sucio y limpio están perfectamente delimitadas y los profesionales, para ir de una a otra, deberán pasar previamente por los servicios comunes respetando rigurosos criterios de higiene.

“La ropa procedente de áreas de posible contagio seguirá un circuito diferente, se lavará separada en máquinas y espacios distintos al resto con exigentes sistemas de desinfección y procedimientos similares se emplearán en prendas procedentes de quirófano, en ropa de uniformidad de profesionales y artículos especiales como cortinas o fundas de equipos médicos”, expone Pilar García.

Innovación

La automatización e informatización completa de todos los procesos facilitará las tareas del personal al reducir la carga de trabajo. La mayoría de las funciones serán rotativas, para propiciar la participación de los profesionales en las diferentes labores, y a cada uno de ellos se les informará y formará adecuadamente para el desempeño correcto de sus funciones en el nuevo espacio.

Tendrá un diseño innovador estructurado en una planta construida a dos niveles y se extenderá en una amplia superficie de 1.640 metros cuadrados situada en la zona industrial del recinto y próxima a la actual lavandería. Su ubicación exacta está prevista en un solar existente junto a la central térmica, detrás del edificio de esterilización y un vial de nueva apertura hará más cómodo y fácil su acceso.

Numerosas ventanas verticales de una sola hoja ofrecerán ventilación natural y comunicación con el exterior en un espacio totalmente diáfano. El material empleado en su construcción y el acabado se parecerá al del edificio de Consulta Externas y dispondrá de suelo antideslizante de color azul.

Nuevo equipamiento

Del material actual se utilizará únicamente una calandra y dos plegadoras y el resto será de nueva adquisición. Estará formado por un escáner, un sistema aéreo para almacenaje de ropa sucia, dos túneles de lavado de doce y seis módulos, respectivamente, dos prensas de extracción de agua, tres secadoras-desliadoras, dos máquinas lavadoras de 100 y 25 kg, dos secadoras, tres trenes de planchado de ropa plana, un túnel de planchado y acabado de ropa de forma, una plegadora de ropa de felpa, dos empaquetadoras y un conjunto de sistemas de cintas transportadoras, principalmente.

Además, 6.000 sacas autovaciado harán viable el proceso de lavado y transporte de la ropa en el Reina Sofía. Para el transporte, el hospital contará con una flota de 195 carros colectores para ropa sucia, 120 carros de tres aros para la preclasificación en planta y 210 para el transporte de ropa limpia.

Circuito de lavado

El proceso de lavado, desinfección y preparación de los tejidos que llegan a la lavandería podrá estar concluido en una hora y durante el trayecto las prendas se manipularán lo menos posible. Los dos circuitos –de ropa sucia y limpia- no se mezclarán en ningún momento y la ropa volverá a las plantas higienizada, limpia y empaquetada.

La primera clasificación de la ropa se realizará en planta, por lo que llegará a la lavandería separada según el tipo de prenda, bien sea de forma, plana o felpa y su transporte desde los diferentes edificios del complejo hasta las nuevas instalaciones se realizará en carros colectores.

Sobre una cinta transportadora se colocarán sacas de autovaciado de un máximo de 10 Kg y, para mayor seguridad, un escáner detectará cualquier residuo no deseado que puedan contener. Estas bolsas se depositan en sacas de 50 Kg de capacidad que se pesarán de forma automática y llegarán a los túneles de lavado a través de un sistema de almacenaje aéreo con parrilla de protección metálica, todo ello para garantizar la seguridad de los profesionales.

En el área de lavado habrá dos túneles con dieciocho módulos (lavadoras) y dos prensas hidráulicas, de tal forma que el agua extraída de la ropa será reutilizada en los túneles de lavado. A continuación, la ropa se desplazará por un sistema de distribución a las secadoras donde alcanzará el grado de humedad adecuado.

A continuación, la ropa plana pasa a la calandra, la de felpa a la secadora y la de forma al túnel de planchado y acabado. Finalmente, las prendas volverán a la planta u otros lugares de destino en paquetes de diez unidades envueltos en una película aislante con perforaciones que permita asegurar la ventilación de los tejidos.


Archivo


Fecha de creación de la página: 29-Jan-2007

Fecha de la última actualización: 02-Feb-2016

1999-2021 © Hospital Universitario Reina Sofía.

Avda. Menéndez Pidal, s/n 14004 Córdoba. Teléfono 957 010 000.