Servicio Andaluz de Salud. Consejeria de Igualdad, Salud y Politicas Sociales. Hospital Universitario Reina Sofia
Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter
Síguenos en Youtube
Síguenos en Linkedin
Buscador
Abrir sesion

Comunicación - Noticias del Reina Sofía - El Reina Sofía crea el primer laboratorio de Control de calidad de Electromedicina de un hospital andaluz

TwitterFacebookLinKedInLinkedIn

 

NOTICIAS

< Un curso sobre traplantes forma en Córdoba a los futuros Coordinadores hospitalarios
12 mayo 2004 19:05 Antiguedad: 17 yrs

El Reina Sofía crea el primer laboratorio de Control de calidad de Electromedicina de un hospital andaluz

Estas instalaciones velan por la conservación adecuada de los equipos electromédicos del hospital con el fin de mejorar la calidad asistencial que se presta a los pacientes


El Hospital Universitario Reina Sofía acaba de poner en marcha hace tan sólo una semana un laboratorio de control de calidad de electromedicina, una experiencia pionera en Andalucía y de reciente creación en algunos centros españoles entre los que figuran el Hospital Sant Pau de Barcelona y el Materno Infantil de Tenerife. Este nuevo espacio permite llevar un control riguroso de los equipos de electromedicina a través de revisiones puntuales y periódicas para así garantizar la calidad asistencial al paciente y la seguridad y fiabilidad de dichos equipos.

El director gerente del hospital cordobés, José Luis Díaz Fernández, apuntó que con estas nuevas instalaciones “se da un paso más en la mejora de la calidad” e indicó que “al velar de forma más rigurosa por la conservación de los equipos electromédicos disponibles, el hospital está más cerca de lograr la certificación de calidad contenida en la Norma ISO 9001:2000, que especifica los requisitos para los sistemas de gestión de la calidad aplicables a cualquier organización”.

Con objeto de dar a conocer el funcionamiento de este espacio el complejo hospitalario cordobés ha organizado hoy una jornada a la que asiste una treintena de especialistas en electromedicina de siete hospitales andaluces, quiénes conocerán cómo son los analizadores y cuál es el mecanismo de trabajo que se emplea en este laboratorio.

36.000 euros de inversión

La inversión en infraestructuras y equipamiento en este laboratorio ha sido de unos 36.000 euros y entre las ventajas que permite destaca, por una parte, que ahora se sitúa en un espacio físico separado de los talleres (mientras que antes las tareas de control se realizaban en los mismos talleres) y, por otra, que sean personas distintas quien repara el equipo y la que realiza las medidas de control de calidad (con lo que se asegura aún más la buena disposición de los aparatos).

Los equipos de electromedicina, aparatos de uso médico movidos por electricidad, pasan por el laboratorio después de haber sido reparados, bien tras sufrir una avería o después de pasar por el taller por dar cumplimiento a las revisiones preventivas para “asegurarnos que sus características técnicas están en perfecto estado y vuelven a los servicios de origen después de verificar que los parámetros que mide son los correctos”, explicó el subdirector de Servicios Generales del área de Ingeniería, Manuel García Díez.

Por su parte, el responsable del departamento de Electromedicina del Reina Sofía, Francisco Casado García, destacó que las nuevas instalaciones “redundan en la calidad de la atención prestada a los pacientes” aunque aclaró que los controles de calidad ya se realizaban antes de la creación del laboratorio aunque de manera menos estructurada.

Cuatro equipos diarios

A estas instalaciones del Reina Sofía llega una media de cuatro equipos diarios tras someterlos a un proceso que lleva entre 30 y 45 minutos que permite que los aparatos abandonen el laboratorio de calidad y vuelvan a sus servicios en perfecto estado de conservación y sin posibilidad de transmitir descargas eléctricas a pacientes ni profesionales. La vida media de uno de estos equipos es de 10 años.

Una vez que el equipo sale del taller pasa al laboratorio, donde recorre un circuito que incluye, primero, limpieza y desinfección, luego son revisados en una serie de equipos analizadores usados para pasar test específicos en función de las características del equipo examinado y finalmente pasan por el apartado donde se realizan los test de seguridad eléctrica. Cuando los aparatos han superado estas pruebas vuelven a sus servicios respectivos como nuevos y preparados para ser usados por los profesionales para atender a los pacientes

 

Equipamiento

Actualmente, el hospital cordobés cuenta con unos 5.858 equipos electromédicos de los cuales 3.513 se reparan y se revisan en el hospital y luego pasan por el laboratorio de calidad de electromedicina, mientras que el mantenimiento de los 2.145 restantes se realiza fuera. En 2003 se contabilizaron 1.368 partes de averías realizadas fuera del hospital y 1.268 por el taller del centro hospitalario cordobés, los principales motivos que originan los fallos son el funcionamiento inadecuado de los accesorios de los mismos y las reparaciones supusieron en 2003 un coste de 2,5 millones de euros.

La mayoría de los equipos de electromedicina con que cuenta el hospital son de tecnología media entre los que se incluyen respiradores, electrobicturís, electrocardiógrafos, desfibriladores, máquinas de diálisis, bombas extracorporeas y microscopios, entre otros, que se reparan en el hospital. Esta actividad se realiza en el departamento de Electromedicina a través de procedimientos de control que garantizan la calidad del diagnóstico realizado con un equipo al paciente o el análisis de una muestra.

Además, alrededor de un centenar de estos equipos son de alta tecnología (radiología vascular, TAC, Resonancia Magnética y ecógrafos, entre otros) cuya reparación se realiza fuera del hospital debido a la complejidad de los mismos.


Archivo


Fecha de creación de la página: 29-Jan-2007

Fecha de la última actualización: 02-Feb-2016

1999-2021 © Hospital Universitario Reina Sofía.

Avda. Menéndez Pidal, s/n 14004 Córdoba. Teléfono 957 010 000.