Servicio Andaluz de Salud. Consejeria de Igualdad, Salud y Politicas Sociales. Hospital Universitario Reina Sofia

Comunicación - Noticias del Reina Sofía - Unos 150 especialistas reunidos en el Reina Sofía actualizan el diagnóstico y tratamiento de la epilepsia infantil

TwitterFacebookLinKedInLinkedIn

 

NOTICIAS

< El Reina Sofía publica un manual para tratar las situaciones especiales de pacientes infectados por VIH
6 octubre 2005 20:19 Antiguedad: 14 yrs

Unos 150 especialistas reunidos en el Reina Sofía actualizan el diagnóstico y tratamiento de la epilepsia infantil

Neurólogos infantiles y pediatras de Atención Primaria abordarán en un symposium las técnicas de diagnóstico de esta patología y los tratamientos más novedosos para que los pequeños afectados puedan hacer su vida con normalidad


El servicio de Pediatría del Hospital Universitario Reina Sofía congregará mañana a unos 150 neurólogos infantiles, pediatras de Atención Primaria y estudiantes de Medicina para realizar una puesta al día de los avances más recientes relacionados con la detección, diagnóstico diferencial y tratamiento de los síndromes convulsivos y epilépticos que se presentan en la infancia.

Este seminario está dedicado a Manuel Nieto Barrera, sevillano considerado padre de la Neuropediatría andaluza cuyas aportaciones en este campo de la medicina hicieron destacar su figura y convertirse en referente en España. En el encuentro expondrá sus conocimientos una decena de especialistas llegados de diferentes centros hospitalarios del país.

El symposio permitirá llevar a cabo un análisis exhaustivo del origen y el abordaje de los distintos síndromes convulsivos que se producen durante la infancia, incluyendo los diferentes tipos de epilepsia, trastornos paroxísticos (de presentación brusca), no epilépticos y convulsiones febriles (crisis asociadas con la fiebre que aparecen en niños de menos de 6 años).

En ocasiones, las crisis epilépticas se pueden confundir con otros trastornos que pueden simular una epilepsia como espasmos del sollozo, síncopes o crisis psicógenas (histeria) y a veces ocurre que se trata a un paciente como epiléptico sin serlo.

Así, el responsable de la Unidad de Neurología Pediátrica del hospital cordobés, Rafael Camino León, indicó que los padres deben saber que “no todas las crisis convulsivas son epilepsia, sino signo de una inmadurez cerebral de origen genético que remite habitualmente a partir de los 5 años. Incluso, a veces, la epilepsia se manifiesta a través de otro tipo de crisis que pueden pasar desapercibidas”.

Diagnóstico correcto

De este modo, “la mayoría de estas crisis en los niños son benignas, no hay riesgo para ellos y suelen ser procesos sin importancia. Es más, aproximadamente el 70% de los casos de epilepsia tiene buen pronóstico si reciben la medicación adecuada y pueden hacer una vida normal”. El facultativo indica que en la consulta de Neuropediatría del Reina Sofía se atendió el pasado año a un total de 610 nuevos pacientes y de ellos a 65 (al 10,6%) se les diagnosticó epilepsia.

La detección correcta de esta enfermedad se realiza atendiendo a una historia clínica detallada y una exploración física, fundamentalmente los resultados del encefalograma, mientras que otros estudios complementarios como TAC y resonancia magnética permiten conocer de qué tipo de epilepsia se trata y, sobre todo, si ésta se asocia a una patología cerebral de base.

La epilepsia, que afecta al 1% de la población general y el 75% de los afectados son niños de menos de 16 años, se manifiesta mediante contracciones musculares cíclicas en forma de convulsiones parciales o generales. El estímulo es transmitido por las células nerviosas que se comunican entre sí mediante mediadores químicos, y a través de ellas mismas se transmite por estímulos eléctricos.

Técnicas de soporte vital

Los niños y adultos con epilepsia habitualmente pueden llevar una vida normal, aunque es conveniente que en su entorno familiar y social sepan cómo actuar ante una crisis epiléptica aplicando técnicas de soporte vital avanzado. También deben tener en cuenta otros consejos como “proteger a la persona afectada para que no pueda hacerse daño, ponerle un objeto blando entre los dientes con el fin de evitar las lesiones de las contracciones mandibulares, no impedir los movimientos ni equilibrar a la persona durante la convulsión.

En los últimos 10 a 15 años han aparecido hasta diez nuevos fármacos antiepilépticos que permiten “disminuir el número de crisis en los niños o mejorar notablemente su calidad de vida porque suelen presentar menos efectos adversos que la medicación tradicional”.

Los síndromes epilépticos pueden ser parciales (relacionados con la localización), generalizados e indeterminados. Según la etiología se clasifican en idiopáticos (sin enfermedad previa y de probable origen genético) o sintomáticos (secundarios a malformaciones cerebrales, trastornos genéticos, síndromes neurocutáneos, infecciones del sistema nervioso central, enfermedades metabólicas o accidentes cerebrovasculares, entre otros).


Archivo


Fecha de creación de la página: 29-Jan-2007

Fecha de la última actualización: 02-Feb-2016

 

 

 

1999-2019 © Hospital Universitario Reina Sofía.

Avda. Menéndez Pidal, s/n 14004 Córdoba. Teléfono 957 010 000.