Servicio Andaluz de Salud. Consejeria de Igualdad, Salud y Politicas Sociales. Hospital Universitario Reina Sofia

Comunicación - Noticias del Reina Sofía - Profesionales sanitarios de Córdoba presentan el nuevo Procedimiento de Actuación ante el Ictus en Fase Aguda en la provincia

TwitterFacebookLinKedInLinkedIn

 

NOTICIAS

< El Hospital Reina Sofía ofrece un nuevo servicio para tratar a pacientes con infecciones prolongadas en su domicilio
18 mayo 2018 12:23 Antiguedad: 2 yrs

Profesionales sanitarios de Córdoba presentan el nuevo Procedimiento de Actuación ante el Ictus en Fase Aguda en la provincia

El Hospital Reina Sofía acoge el encuentro al que ha asistido un centenar de profesionales para conocer las novedades del documento que permitirán optimizar la coordinación, el diagnóstico temprano y reducir el daño cerebral derivado del ictus


Un centenar de profesionales sanitarios se reúne esta mañana en el Hospital Universitario Reina Sofía para conocer la segunda edición del Procedimiento Conjunto de Actuación ante el Ictus en Fase Aguda en la provincia de Córdoba que tiene como objetivo mejorar la asistencia al paciente. La viceconsejera de Salud, María Isabel Baena, ha inaugurado este encuentro en el que han participado profesionales de toda la provincia y en el que se han presentado las importantes novedades que se incorporan en el abordaje del ictus a todos los niveles asistenciales. 

La viceconsejera de salud inaugura la jornada
La viceconsejera de salud inaugura la jornada

Inicia la descarga del ficheroampliar imagen (jpg 104 Kb)

Durante la mañana, especialistas de Urgencias y Cuidados Intensivos de los hospitales de Montilla, Pozoblanco y Cabra han presentado las novedades que recoge este documento. Además, el coordinador regional de Procesos Neurológicos de la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias, Francisco Aranda, y el coordinador del Plan Integral Operativo de Ictus en la provincia, Roberto Valverde, han expuesto algunos datos y actuaciones sobre el abordaje del ictus agudo. El acto también ha contado con la presencia del presidente de la Sociedad Andaluza de Neurología (SAN), Eduardo Agüera, así como representantes de los hospitales privados cordobeses.

En su intervención, la viceconsejera de Salud ha señalado que Andalucía “ha priorizado la atención al ictus a través de la creación de planes operativos que recogen la realidad de cada provincia y con los que pretendemos garantizar a todos los usuarios el acceso a una atención asistencial completa, de calidad, disminuir la mortalidad y el nivel de dependencia del paciente tras el ictus”. En esta línea, María Isabel Baena ha recordado que la Junta de Andalucía está trabajando en un nuevo Plan de Ictus “que impulsará la puesta en marcha de una Red asistencial que establece tres niveles de respuesta, en función de la complejidad del paciente (equipos de ictus, unidades de ictus y unidades de referencia), y que va ha de permitir activar el código ictus en cualquier rincón de Andalucía”. 

Autoridades y Profesionales antes de comenzar la presentación del segundo procedimiento de atención al icus en córdoba
Autoridades y Profesionales antes de comenzar la presentación del segundo procedimiento de atención al ictus en Córdoba

Inicia la descarga del ficheroampliar imagen (jpg 130 Kb)

El ictus continúa siendo el problema neurológico grave más frecuente del mundo. La incidencia del ictus es de unos 200 casos por 100.000 habitantes al año, es decir en Andalucía cada año más de 17.000 personas sufren un ictus. Constituye la primera causa de mortalidad en las mujeres, la segunda en los hombres y supone la primera causa de invalidez permanente en el adulto.

Novedades

El procedimiento que se ha presentado esta mañana viene a actualizar el anterior documento elaborado por un grupo de profesionales de la provincia implicados en el abordaje del ictus en todos los niveles asistenciales. El nuevo documento introduce importantes novedades y las últimas recomendaciones de las guías científicas. 

Entre las novedades destaca la actualización del cuestionario telefónico para que los profesionales del Centro Coordinador activen el recurso más adecuado al caso concreto; la incorporación de los centros privados (hospital Cruz Roja y San Juan de Dios) y la coordinación con ellos; la definición del trabajo de la Enfermería en el tratamiento al paciente; la definición del mapa de recursos de atención urgente que existe en la provincia; la garantía en la continuidad de cuidados o los tiempos de respuesta y tratamiento, entre otras cuestiones.

En cuanto a los recursos, la mayor novedad radica en la ampliación de la Unidad de Ictus del Hospital Reina Sofía que duplicará la capacidad y contará con espacio propio y con personal específico para la atención a este grupo de pacientes. Mejoras todas ellas, que van a permitir una atención integral y finalista al paciente que está sufriendo un infarto cerebrovascular.

Unidad de referencia

El Hospital Reina Sofía es unidad de referencia de ictus para las provincias de Córdoba y Jaén gracias a que cuenta con los recursos necesarios para un abordaje integral y una coordinación que permite un tratamiento lo más rápido y eficaz posible. Para llegar hasta aquí, los profesionales del hospital llevan más de una década trabajando en el diseño y coordinación de los procedimientos de cada uno de los servicios implicados en la atención al paciente con ictus. La última guía del hospital fue actualizado en 2016 y recogía todas las recomendaciones que hasta ese momento se habían publicado en la comunidad científica.

La incorporación de los avances que se han ido produciendo en el ámbito diagnóstico y terapéutico, la formación continua, la implantación del Proceso Asistencial Integrado Ataque cerebrovascular hace ya más de 10 años, el fomento de la coordinación con otros niveles asistenciales, la incorporación de nuevos fármacos y la activación del Código Ictus desde el año 2007, han posibilitado la mejora de los resultados en salud. 

En este sentido, el director de la unidad de gestión clínica de Neurología, Juan José Ochoa, destaca la aplicación del tratamiento endovascular a determinados pacientes en las primeras horas tras el ictus (tromboectomía mecánica). “El procedimiento que efectúan los neurorradiólogos se emplea en aquellos casos en los que exista una oclusión de vaso de gran calibre, que por otro lado son los de peor pronóstico si no se tratan. La instauración de este tratamiento sin esperas ha cambiado la forma de actuar frente al ictus en fase aguda y esto se refleja en el libro que presentamos”, señala el responsable de Neurología del hospital. “Estos ictus son devastadores clínicamente y ahora somos capaces de tratarlos obteniendo un importante beneficio clínico”. En este sentido, en el año 2016 se realizaron 144 trombolisis en el hospital, una cifra récord en Andalucía.

Cada año el Hospital Reina Sofía atiende a 900 pacientes con ictus y se realiza tratamiento recanalizador en el 20% de los ictus atendidos en fase aguda. Este número ha ido incrementándose en los últimos años por factores como la obesidad, hipertensión o tabaquismo, pero sobre todo por el envejecimiento de la población y la mayor esperanza de vida. El 85% de los episodios se produce en mayores de 65 años. Para el abordaje de este tipo de episodios, el hospital cuenta con un grupo multidisciplinar que incluye la valoración y el tratamiento por parte de intensivistas, neurólogos, profesionales de Urgencias, Radiología (radiodiagnóstico y Neurorradiología), Medicina Interna y Rehabilitación, así como otros especialistas en aquellos casos en los que son necesarios.

Código Ictus

El ‘Código Ictus’ se implantó en Córdoba hace más de 10 años. Durante el pasado año, este código se activó en 225 ocasiones en la provincia y, desde que se implantara en todas las áreas en 2009, el total de activaciones asciende a 1.730. En lo que llevamos de año, hasta el 31 de abril, las activiaciones registradas han sido 102.

El Código Ictus es un protocolo de atención emergente que, según señala el coordinador regional de procesos neurológicos de la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias, Francisco Aranda, “permite identificar con rapidez los casos en los que se produce un ictus y activar con la suficiente celeridad el código ictus y comenzar la neuroprotección del paciente desde el minuto 0, reduciendo las secuelas derivadas del mismo”. Cuando los profesionales detectan un posible caso de accidente cerebrovascular  agudo, se efectúa una valoración médica, se estabilizan las constantes, se realiza un TAC craneal para descartar hemorragia y con los criterios clínicos se decide si el enfermo es apto para fibrinolisis, tratamiento que disminuye el daño cerebral. 

Cada vez que el servicio de emergencias o el propio personal del hospital reconoce los síntomas de un posible accidente cerebrovascular se activa el 'código ictus' articulando de forma prioritaria una serie de medidas y actuaciones que agilizan la implantación del tratamiento. Éstas abarcan desde la asignación de nivel de prioridad 1 (en el caso de las emergencias extrahospitalarias) y el 1 o 2  en el servicio de urgencias del hospital, que supone la atención inmediata, hasta la realización de forma protocolizada de una serie de pruebas radiológicas y analíticas iniciales en un periodo de tiempo menor a una hora, o el ingreso en la UCI para la implantación de determinados tratamientos que requieren de una monitorización y una exploración neurológica continuadas. 

Síntomas

El ictus es una patología cerebrovascular consistente en una pérdida de la función cerebral de naturaleza no traumática, que se desarrolla de forma muy rápida por la falta de aporte sanguíneo al cerebro, y cuyos síntomas son, entre otros, la pérdida de fuerza en medio cuerpo, dificultad para hablar y entender o la pérdida súbita de visión. Puede provocar importantes secuelas físicas y cognitivas si no se actúa a tiempo.

Algunas de la principales señales de alerta de un infarto cerebral: pérdida de fuerza en la cara, brazo y/o piernas de un lado del cuerpo, trastorno de la sensibilidad, alteración repentina del habla, dolor de cabeza de inicio súbito y sensación de vértigo intenso”.  El doctor Ochoa señala que “cuando alguien se percata de que una persona de su entorno sufre alguno de estos síntomas –la presencia de uno de ellos es suficiente motivo para acudir al hospital- debe avisar sin demora para que el paciente pueda recibir atención sanitaria lo antes posible, ya que las primeras horas desde el inicio de los síntomas son claves y cuanto antes se actúe más posibilidades de recuperarse tendrá la persona que acaba de sufrir este episodio”. 


Archivo


Fecha de creación de la página: 29-Jan-2007

Fecha de la última actualización: 02-Feb-2016

 

 

 

1999-2019 © Hospital Universitario Reina Sofía.

Avda. Menéndez Pidal, s/n 14004 Córdoba. Teléfono 957 010 000.