Javascript está deshabilitado. Para el correcto funcionamiento de esta web, recomendamos que esté activo Javascript 2.2.3. Gestión medioambiental en los centros sanitarios de Atención Primaria | Servicio Andaluz de Salud

Responsive menu mobile icon

2.2.3. Gestión medioambiental en los centros sanitarios de Atención Primaria

El sistema integral de gestión ambiental define una política medioambiental adecuada a la naturaleza, magnitud e impactos medioambientales más significativos derivados de nuestras actividades en términos de compromiso de mejora continua, potenciando e incorporando el progreso tecnológico dentro de un marco de desarrollo sostenible.

La implantación de un sistema de gestión ambiental supone que el centro ha implementado una metodología que permite monitorizar y controlar aquellos aspectos ambientales relacionados con la prestación de los servicios sanitarios, entre otros:

  • La generación de residuos, tanto peligrosos como urbanos.
  • La emisión de contaminantes atmosféricos.
  • Los vertidos contaminantes.
  • La contaminación acústica y uso del suelo.
  • Control del consumo de recursos no renovables.
  • Control del consumo de energía y derivados del petróleo para la combustión.
  • Promueve la adopción de un catálogo de buenas prácticas ambientales tendentes a:
    • La elaboración de un diagnóstico ambiental del centro.
    • La implantación de medidas para la provisión de bienes y servicios con criterios ambientales.
    • El ahorro de recursos naturales.
    • La remodelación y cambios estructurales con criterios ecológicos.
    • El aseguramiento, mediante un sistema de alerta, del cumplimiento legal (medioambiental e industrial) aplicable.
    • La promoción de la educación y sensibilización ambiental entre sus trabajadores y trabajadoras, usuarios/as y proveedores/as.
    • El aseguramiento de formación específica a sus trabajadores y trabajadoras.
    • La gestión de los residuos con criterios de minimización y potenciación del reciclaje.
    • La potenciación e incentivación de la investigación en los aspectos ambientales de los centros.
    • La adopción de objetivos ambientales con criterios de mejora continua.
    • El uso progresivo de materiales más ecológicos.
    • El aseguramiento del correcto comportamiento ambiental de los centros mediante auditorías por entidades externas.
    • La adopción progresiva de tecnologías respetuosas con el entorno.
    • La potenciación del uso de energías alternativas y la eficiencia
    • energética.
Fecha de actualización
29/04/2014